Cirugía plástica

Tipos de cicatrices tras la abdominoplastia (cirugía de abdomen)

By mayo 4, 2021 No Comments
cicatrices en la abdominoplastia

La cicatriz resultante de una cirugía de abdominoplastia es una preocupación para la gran mayoría de los pacientes candidatos a una cirugía de abdomen o dermolipectomía abdominal (abdominoplastia). El tipo de cicatriz tras la abdominoplastia dependerá de tu caso particular tras la valoración de un especialista cirujano plástico: tus expectativas, tu anatomía, la cantidad de tejido sobrante, etc. Entonces, ¿Qué tipos de abdominoplastia existen? ¿Qué cicatriz deja cada tipo de abdominoplastia? ¿será visible la cicatriz? Hoy respondemos a las dudas más frecuentes que escuchamos en consulta.

¿Qué es y para qué sirve la abdominoplastia?

La abdominoplastia es una de las cirugías más demandadas en hombres y mujeres en cuanto a cirugía corporal se refiere. Un abdomen plano, tonificado y definido es uno de los deseos estéticos de muchas personas que han perdido parcial o totalmente su figura debido a diversos factores: embarazos o partos, pérdidas masivas de peso, distensión de los músculos rectos, etc. 

El objetivo de la abdominoplastia es recuperar la firmeza de los músculos de la pared abdominal y/o eliminar el exceso de piel en la zona del abdomen. Dependiendo del paciente y su objetivo, las cicatrices serán de una forma u otra dependiendo de la técnica de abdominoplastia más indicada. ¿Cómo serán las cicatrices de la abdominoplastia?

Tipos de abdominoplastia y cicatrices 

Los diferentes tipos de abdominoplastia que podemos encontrar son los siguientes:

  • Miniabdominoplastia sin desinserción umbilical, indicada cuando es solo en la parte inferior del ombligo en la que existe exceso de tejido. En esta técnica de abdominoplastia, el ombligo no se manipula. La cicatriz resultante de una miniabdominoplastia en apariencia es similar a la de una cesárea y queda oculta bajo la ropa interior. Mediante una mini abdominoplastia no se puede corregir una diástasis de rectos si existiera. 
  • Miniabdominoplastia con desinserción umbilical. Situación parecida a la anterior, aunque con un exceso moderado de piel sobrante. Con esta técnica de mini abdominoplastia tampoco se puede corregir la diástasis de rectos. aunque si reposicionar el ombligo. 
  • Abdominoplastia con cicatriz vertical. Cuando el exceso de piel es superior al indicado en los casos anteriores. Con esta técnica de abdominoplastia obtenemos una pequeña cicatriz en vertical, que resulta de tensar la piel del abdomen haciendo una especie de “faja” natural. Con la Abdominoplastia con cicatriz vertical sí se pueden reparar los músculos abdominales debilitados o separados.
  • Abdominoplastia en sancla. Únicamente se practica cuando la piel sobrante es excesiva. Muy similar a la anterior (Abdominoplastia con cicatriz vertical) pero la cicatriz se entiende también horizontalmente de cadera a cadera. 
  • Abdominoplastia clásica o completa. Esta técnica de abdominoplastia es la más practicada y se utiliza en aquellos casos en los que sobra bastante piel y se requiere reparación de la diástasis de los músculos rectos. La cicatriz resultante se extiende a los largo de la cadera pero normalmente se puede ocultar con la ropa interior. 
  • Abdominoplastia con extensiones laterales. Se corrigen además del exceso abundante de piel en la zona baja del vientre, los excesos que aparecen en los laterales del abdomen. También permite la corrección de los músculos abdominales debilitados o separados y la cicatriz se extiende un poco más hacia los extremos que en la abdominoplastia completa o clásica. 
  • Abdominoplastia circunferencial o contornoplastia. En los casos más graves de exceso de tejido, se requiere una cicatriz completa rodeando el controno corporal, para corregir tanto la zona del abdomen como la espalda baja. Esta cicatriz también está ubicada estratégicamente para ocultarla con la ropa interior. 

¿Cuándo tengo que combinar la dermolipectomía o abdominoplastia con una liposucción?

La liposucción está indicada cuando la persona únicamente presenta exceso de grasa en el abdomen (o en otra área) y no es necesario eliminar piel ni tejido sobrantes. Es habitual combinar algún tipo de abdominoplastia con la liposucción para maximizar los resultados, ya que, igualmente al contrario, con la abdominoplastia no podemos tratar zonas lipodistróficas, sino que únicamente retiramos la grasa adherida al tejido sobrante. Así, es muy normal combinar liposucción en los flancos, la espalda o el pubis con la abdominoplastia clásica.

Acude a una consulta con el Doctor de Piero Cirujano plástico titulado y estudiará tu caso determinando la técnica más adecuada para mejorar el contorno corporal en tu caso particular. 

Leave a Reply